viernes, 23 de abril de 2010

PRESENTACIÓN P.F. FERIA DEL LIBRO VALENCIA


FERIA DEL LIBRO DE VALENCIA (ESPAÑA)
DEL 20 ABRIL AL 2 MAYO DE 2010
http://www.firallibre.com

“Araña editorial” presenta el día 25 de Abril, a las 11.00h, el proyecto internacional solidario Primitivismo femenino
En beneficio de:
APAC: ASOCIACIÓN PRO-PERSONAS CON PARÁLISIS CEREBRAL (MÉXICO): http://apacculiacan.org/

CULTURA Y ARTE SOLIDARIO
ARAÑA EDITORIAL
www.aranyaeditorial.com

“Araña editorial” pretende a través de Arte Solidario mostrar su idiosincrasia de VIDA, y que el Arte y la Cultura sean capaces de llevar la Belleza a los pueblos donde los niños carezcan de los medios necesarios para desarrollar sus actitudes artísticas, culturales y humanísticas. Ellos son el presente y, por lo tanto, integrantes de las nuevas sociedades plurales que están llegando a nuestro mundo; lo que hace necesario que entre todos logremos encauzarlos en los nuevos y necesarios valores con el fin de restablecer la PAZ y la ARMONIA.

PAÍSES QUE FORMAN LA PLATAFORMA
ESPAÑA - MÉXICO
ARGENTINA - CHILE - COSTA RICA - CUBA - ECUADOR - EL SALVADOR
NIGERIA - ITALIA - PERÚ - SENEGAL - VENEZUELA

Programa
25/04/2010 11.00h
Sala Museo 1
(Jardines de Viveros)

Presentación de El perfil de los perros, de Julia De la Rúa,

perteneciente al proyecto “Primitivismo Femenino” (donación a APAC).

Presentan:
Julia De la Rúa (escritora y artista plástica)
Enrique De la Rúa (editor)
Andrés Alonso Martos y Rocío Garcés Ferrer (filósofos)

Asistirán escritoras, escritores, artistas y músicos internacionales
pertenecientes al proyecto

Ambientación
Grupo de música, danza y ritmo de África y Senegal:
KIRAMA KERGUI
(Director: Mortalla Gueye, mortallagueye@hotmail.es)

Colaboradores
Consulado de México en Valencia
Consulado de Perú en Valencia
Asociación CUAUHTÉMOC
RTVV (Canal 24 horas)






jueves, 22 de abril de 2010

EL PERFIL DE LOS PERROS:


A LIDIA -LA ESCRIBA.................... ¡tú decides amiga!

Girar y girar alrededor de círculos concéntricos como perra que gira obsesa al querer morder su rabo.

Así fue siempre este son existencial de mi alma que se arrastró abierta, buscando algo o alguien que se dejase dibujar con los dientes de su boca, no por pinceles de pelo de marta que acarician, sino por lengua de púas con las que raspar las mentiras y sacar a la luz el más allá de los sueños.

Qué ávida sensación de sed queda siempre después de la velocidad que imprimo a mi cuerpo para poder girar y girar.
Ohhh... Ahora me pregunto si no soy yo la que se obliga a girar, si es que alguien o algo lía un cordel infinito a mi cuerpo y me lanza al vacío, como si fuese una peonza----
Rrruuuuuuuuuuu
rrrruuuuuuuuuuuuuuuuuu

Tal vez sea eso, una peonza-aguja
y una vez terminada la danza
desfallezco a la vida con la lengua suelta
Los dientes rezuman la savia que han mordido y las papilas gustativas
aprecian la esencia de los nobles
Los ojos se abren cristalinos y cambian de color...
Demasiada información para mantener sólo uno que sale-convertido en color-sin-nombre

La piel ha quedado arrugada después de mantenerse en el baño gélido y absurdo de mundos sin coherencia. Las uñas de las patas, ya rascadas y rotas- imposibles-de-ser-pintadas

¿Y qué soy ahora? ¿mujer-hembra o perra-apaleada?

Quisiera ser una hembra-loba para retozar en la estepa-tundra-taiga donde alimentarme de alces-ciervos y no en las sierras cercanas a las ciudades en las que aún debería de ir a comer-robar corderos o vacas alimentadas por los humanos —cosa que odio porque los mismos humanos aniquilan la hegemonía de los lobos—, sino en los fríos esteparios, en las nieves verdes, en los campos donde mi manada manda y se establece la hegemonía de lo justo y la limpieza es belleza.

Si lo pienso bien, siempre he sido nómada y mis ladridos no eran de perra sino aullidos de loba

Auuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuu

Auuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuu

domingo, 18 de abril de 2010

CAZADOR DE FLORES



Cazador de Flores de Benjamín López Guerrero

Sinopsis

Cazador de flores, la primera novela publicada de Benjamín López Guerrero, joven escritor mexicano, expone claramente su esperanza. Todavía es posible —nos dice el autor a través de su protagonista, Leonardo— gozar de un estado de bondad, sinceridad y honestidad, y salvar este mundo corrupto y decadente. Estamos a tiempo. Esta reivindicación de la pureza no recurre a un origen mítico e inmaculado, a la arcadia feliz por ignorancia, del ser humano, su mundo y su sociedad. No proyecta una realidad digna sobre otra fría y cruel. Todo aquí se encara de frente. Porque sólo a través de lo vivido por Leonardo —el lector asiste a los desventurados lances del mundo de la empresa más explotadora, los night clubs, el narcotráfico, las guerras de guerrillas, etc.— concurre semejante salvación, como si cualquier valor trascendente se abriera únicamente en la podredumbre más fútil.
La clave está en amar. Ya que falta amor en el mundo. «¿En realidad piensas —pregunta Leonardo— que el amor es una apuesta que cualquier día puedes perder?». Amar es, pues, ganar. Y es que el Cazador de flores busca el desamor y entrega amor y enseña a amar. Para el amor amando, toda la novela consiste en el ineludible ejercicio de recuperación de la clásica categoría de «vida ejemplar»: el bien que hace cada persona, por pequeño y particular que sea, acrecienta la bonhomía y forja, con ello, un mundo mejor. El amor es, en consecuencia, expansivo. Como el universo.
A medio camino entre la literatura enfática (en su contenido) y un estilo más clásico y sobrio (en su forma), Benjamín López Guerrero se da a conocer con esta novela en el panorama literario iberoamericano. Lo hace, además, con la intención de que este libro trascienda el marco de la ficción, poniendo de manifiesto y denunciando la muy real explotación de la mujer —en sus diversos significados y ámbitos de aplicación: violencia doméstica, machismo, trata de blancas, prostitución forzada, discriminación negativa o positiva, etc.— que está presente, siempre demasiado presente, en todo el mundo.

Araña Editorial
http://www.aranyaeditorial.com/

sábado, 10 de abril de 2010

ARMAS DE MUJER Y GUERRAS SIN NOMBRE

¿Y qué soy ahora? ¿ Mujer-Hembra o perra apaleada?
Quisiera ser una hembra - loba para retozar en la estepa-tundra-taiga donde alimentarme de alces-ciervos y no en las sierras cercanas a las ciudades en las que aún debería de ir acomer-robar corderos o vacas alimentadas por los humanos -cosa que odio ya que los mismos humanos aniquilan la hegemonía de los lobos- sino en los fríos esteparios, en las nieves verdes, en los campos donde mi manada manda y se establece la hegemonía de lo justo y la limpieza es belleza.

Si pienso bien, siempre he sido nómada y mis ladridos no han sido de perra si no aullidos de loba.
Auuuuuuuuuuuuuuuuuuuu

Auuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuu

lunes, 5 de abril de 2010

EL PERFIL DE LOS PERROS

Introducción

Caminaba por la plaza mayor de Salamanca en Enero del dos mil seis y como todo lo que ha dirigido mi vida llena de incógnitas de repente me vi ante Adares, mi hombre de barba blanca, mi poeta de mirada de azules cristalinos que robaba al cielo que le acogía.

El frío de enero… Adares y su mesita de playa; sus libros y sus energías de poesía desbocada, pletórica de surrealistas metáforas, que me elevaban al sumo de los placeres, y el más privilegiado de ellos, pertenecer a un grupo de poetas y escritores en el que me encontraba asida de la mano de mi prodigioso poeta de adolescencia… Adares… aquel que yo veía pululando por los soportales de mi plaza mayor de Salamanca, aquella Salamanca de la sabiduría, la austeridad y el gozo de la piedra rosada con que construye sus monumentos y edificios y a la que Adares el anárquico... bello hombre... dúctil animal llamaba Carmen y así a través de ella, se acercaba a todo aquel que le observaba libre y después irremediablemente se convertía en su amor o en su panal de abejas donde te hacia reina u holgazán o miel...o sueño o espadachín o mujer jardín como me dedico en uno de sus libros.
En aquella tarde inesperada ya que no había pretendido verle debido al intenso frío, Adares me ofreció de nuevo sus poemarios… Nunca elegí lo que quería leer de él, si no que le permitía que eligiera por mí y yo le obligara a firmármelo. Que cruel y que bello lo que yo hacía, ya que mis ganas de tenerle entero en sus libros me hacia olvidar su parkinson, pero él fiel a mi deseo me dejaba sus palabras; intuyo que siempre esperaba que detrás de su negación fingida, yo le incitara a hacerlo para recibir un beso de color rojo en su barba blanca, con que yo le agradecía aquellas mágicas dedicatorias.


Me entregó su poemario que había recogido de la mesita y que noté como no dudaba un instante y me dijo sonriendo….

- Este te gustará

Después del amanecer llego la lealtad

Curiosamente ese día no esperó que le pidiese su dedicatoria.

- Para tu palabra que será la luz de la mejor ventana

Y sonriendo pícaro me dijo

-Quiero escribir un libro contigo. Ven este verano y lo hacemos juntos.

¿Realidad? ¿Sueño?..¿Escuchaba de verdad aquella propuesta?

¿El hombre, el poeta de mi adolescencia, el inalcanzable… me ofrecía escribir algo con él?

Años antes me había presentado ante Remigio un domingo acompañada de un amigo en los recónditos arcos del Corrillo de Salamanca.

-Hola Adares... ¿sabes que escribimos en el mismo colectivo? Alba y Camino

-¿Si? ¿Tú quien eres?

-Soy Julia De la Rúa

Ah si, ¡te sigo mucho! Eres muy buena poeta. La poeta rebelde.

A veces escuchar esto de los demás es difícil, ya que o no terminamos de creer en nosotros mismos, o la sociedad raramente te agasaja con sus palabras. ¿Adares me conocía? ¿Yo una absoluta desconocida era seguida por un genio el bohemio de mi adolescencia?


-El tiempo fue pasando y mis visitas al Corrillo fueron haciéndose asiduas a través de los años. Alguna vez tuve la gran suerte de reunirme con él en el parnaso particular de la bella Plaza Mayor a escuchar la voz de grandes artistas: José Miguel Bernal otro poeta de la tierra del Tormes y Regina Rodríguez la gran escultora, la poeta de la arcilla. Los tres, bohemios por excelencia, han formado su Parnaso particular allá donde los espíritus son libres, sin trabas y sin dobleces, como a ellos les gustaba ser y sentir.


- ¿Sobre qué escribo? Le pregunté incrédula

-Sobre la Otra voz o el Perfil de los perros

-¿El perfil de los perros? ¿Qué significa?

-Un camino muy estrecho... me dijo observándome atento.

EL PERFIL DE LOS PERROS


El perfil de los perros
Julia De la Rúa

Sinopsis

Tras su novela Pui-Muic (Araña Editorial, 2005), Julia De la Rúa vuelve al espacio literario con El perfil de los perros. Y lo hace con la misma fuerza y sinceridad ya expresada en aquel anterior libro.
Esta nueva obra, dividida en tres partes, es una denuncia y un alegato, un hastío y una esperanza, un golpe y un beso. Así de versátil y compleja. Una denuncia del estatuto de la mujer en la sociedad contemporánea, tan viril. Y un alegato, asimismo, a favor tanto de una óptima consideración del género femenino, en igualdad con el masculino, como de un nuevo entendimiento —y una nueva relación— entre sexos. Con hastío de aquello y esperanza en esto, la autora combina el golpe a la hipocresía, el maltrato y el desprecio a la mujer —tratada como un perro— con el beso entregado al hombre. Y es que, más que un feminismo recalcitrante, hay en El perfil de los perros una llamada a la Humanidad, o al género humano, por encima de la diferencia, abstracta, de los sexos. En todo ello, siempre es un ejemplo, piensa Julia De la Rúa, la solidaridad natural de los animales. Por eso, lo natural, o lo primitivo, va ganando protagonismo según avanzan las páginas de este libro. Su perfil va adquiriendo la profundidad de un ladrido.
Por medio de diversos dispositivos textuales —poesía, prosa, ensayo, diario, relato, etc.—, Julia De la Rúa tiene la voluntad de romper con los géneros literarios más clásicos. De naturalizarlos. Lo más formal, aquí, es también, por tanto, asunto de contenido. Pues transgredir las clasificaciones poéticas más consagradas —«Me asquea ser una lírica poeta», dice— expresa el ansia y la necesidad de libertad, verdad o autenticidad de la autora allí donde los conceptos, las palabras, los gestos, las existencias son neutros, vagos, abstractos, pétreos, sin vida y, en consecuencia, injustos. Muy injustos. Trágicamente injustos. Sobre todo cuando pretenden, así, dominar, subyugar o tripular a esa «mujer-velero» (Nietzsche), que siendo —se dice— de pacífica, bella e inmaculada esencia, sólo vive para albergar, acoger y aguantar el deseo, el poder y, a veces, el guantazo y el puñal del hombre —«Y mi vientre a patadas me hinchas / o con un poco de suerte / de hijos lo llenas»—.
Libertad, verdad, autenticidad. Tan puras como una niña. Tan primitivas. «Y camino primitiva...». Por el perfil del perro. Estrecho.
No obstante eso, ni Julia De la Rúa está sola ni camina sola. Y es que este modo de hablar de ella, tan autobiográfico como en Pui Mic, posee alcance universal. Se dirige a todos y todas porque de todas y todas se trata. Sus lectores y lectoras marchan, pues, con ella. Marchamos. Marchemos.
En este libro personal y universal no cabría olvidar, de ninguna manera, su voz original, primera, admirada. La que le inspira. Su vate más importante. Quien con ella, siempre, ya camina, primitivo. Ya que El perfil de los perros empieza y acaba, vive y resucita, como homenaje al poeta salmantino —libre donde los haya— Remigio González “Adares” (1923-2001). Su recuerdo, pero su ejercicio poético de igual forma, es la mejor manera de dar «verdad al mundo».

Araña editorial

sábado, 3 de abril de 2010

Pintura Peruana en Valencia - Primitivismo Femenino

¡ LA BELLEZA!

La vida llena de incógnitas nos trajo el pasado día 12 de Marzo el paraíso del arte y la libertad de expresión.
Los joven peruanos con su Muestra pictórica que les hace ser tan luchadores de ideales… son capaces de mostrar sus formas de vidas actuales y con ellas traspasan fronteras y mitos para dejar su Ser y sus sentimientos de personas que ofrecen solidaridad y compromiso social.
Kirama Kergui: África nuestra madre… ¡tanto por descubrir de ella! ¡Tanto que recibir y gozar! ¡Tanto que aprender de sus gentes, sus artistas, su belleza natural!
Los amigos que nos acompañaron ¡muchos! Aunque no se ven en las imágenes… Los artistas del mundo que con sus obras se mezclaron en la noche mágica y nos hicieron admirarles, sentirles….
¡TODOS!
No tengo mucho más que decir…sólo que mi corazón Baila y Brinca…vuelaaaaaaa
¡Gracias a todos los que hicisteis posible este bellísimo encuentro!

Julia De la Rúa